twiter

El compromiso con el Che se cumplió

Foto26inaug06En la mañana del 1ro de marzo de 1961 un numeroso grupo de obreros en Batabanó, esperaba por quien inauguraría la entidad destinada a la fabricación de lápices escolares, con el orgullo de ser la primera de un centenar de empresas que iniciarían en Cuba el proceso de industrialización.

La llegada de la comitiva alegró al colectivo que pasó del asombro  al entusiasmo, pues reconoció entre ella la figura del Comandante Ernesto Che Guevara, quien en esa época se desempeñaba como ministro de Industria.

Entre saludos, risas y vítores al legendario combatiente todos se agruparon en la puerta de la nueva instalación que exhibía la cinta y lazo rojo, mientras una joven trabajadora sostenía en sus manos el cojín con la tradicional tijera para su corte. Con gran sonrisa el Che se viró hacia el grupo de trabajadores donde estaban también macheteros incorporados a los cortes de caña en Batabanó y pidió su mocha a uno de ellos para realizar el corte inaugural, hecho plasmado en una histórica fotografía, para después expresarle a los presentes:

CUMPLIMOS LA PROMESA HECHA POR FIDEL

La Fábrica de Lápices, como era conocida entonces, llevó a partir de ese momento el nombre de José Ángel Fernández Mitico, activo revolucionario batabanoense asesinado por la tiranía batistiana.

Después de un tiempo en que se fabricaron lápices escolares, gomas y creyones de colores, comenzó el crecimiento de otras áreas donde se abrieron almacenes, nuevos talleres y oficinas para convertirse en la conocida Empresa de Muebles y Artículos Varios Signo, la cual se dedicó a producir el mobiliario para los sectores de Salud y Educación de gran parte del país, juegos de comedor, sala y estanterías, además de los carretes de madera en diversos tamaños cuyo destino final es la Empresa de Cables Eléctricos y Telefónicos Eleka, sumándose actualmente las producciones de artículos necesarios para el hogar.

PRESENCIA PERMANENTE DEL CHE

Durante varios años Guevara visitó el centro donde apreció la labor diaria de obreros y operarios en cada taller, indagó sobre las nuevas máquinas adquiridas y participó en jornadas de trabajo voluntario con el colectivo para la ampliación de las naves y construcción de aceras, entre otras tareas.

La entidad de Muebles Signo hoy convertida en establecimiento, continúa como uno de los centros más productivos de la Industria Ligera en el país, para junto a la Empresa Pesquera y la Agricultura mantenerse como los pilares económicos de Batabanó, mientras su colectivo laboral joven en su gran mayoría, así como los jubilados quienes nunca se desvincularon totalmente del centro, mantiene la eficiencia, ejemplaridad, sentido de pertenencia y laboriosidad que les pidió hace 56 años el Che, todos orgullosos por el cumplimiento de ese compromiso con el heroico guerrillero.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Más visto
Más recomendado
Más comentado
  • Anuncian empresas empleadoras para Zona Especial Mariel (45)
  • Spirulina: Made in Mayabeque (15)
  • Soy feliz como operador (15)
  • LO ÚLTIMO DE: